You are on page 1of 14

Como cuidar a tu hámster

Hecho por:

Grace Patricia Villa Rodríguez y

Andrés Julián Saavedra villa

2013
Prologo.

Esta es una guía para aprender a cuidar a tu hámster pero


esto no significa una razón para no consultar a un
veterinario experto en este tema.

Es importante que tengas en cuenta que a pesar de ser una


mascota pequeña debe recibir mucho afecto, diversión,
comprensión y sus respectivos cuidados básicos.

En general los
hámsters son muy
buena compañía y
de fácil
mantenimiento.
Esperamos que
puedas disfrutar
este libro al máximo
y tus pequeñas
mascotas también.
Índice

1. tu hámster y tú.
2. Los espacios adecuados para esta mascota.
3. Comida para tu hámster.
4. El tema del baño y el aseo.
5. Cuidados y enfermedades.
6. Consejos.
7. Galería
Tu hámster y tú.
Lo primero que tienes que saber son las características
de tu mascota.

El origen de su nombre viene de la palabra alemana


“hamstern” que significa acaparar. Son roedores de la
subfamilia de los múridos. La mayoría son originarios del
oriente medio y de los estados unidos.

Tienen una expectativa de vida de aproximadamente 2-3


años. Recuerda que ellos permanecen en actividad
durante la noche y en el dia duermen, por lo cual no se
recomienda tenerlos como mascotas de niños pequeños
(9 años en adelante).

Hay 4 razas principales que puedes encontrar en las


tiendas de mascotas:

1. Hámster dorado de siria.


2. Hámster enano chino.
3. Hámster enano gris.
4. Hámster enano de Roborowski.

Una de sus características principales es la presencia de


unas bolsas expansibles ubicadas desde las mejillas
hasta los hombros llamadas abazones.
Otra característica que debes tener en cuenta que son
muy territoriales (no te morderán a menos de que los
trates mal), por lo tanto no es recomendable tenerlos en
parejas.
Los espacios adecuados para esta mascota.

Los hámsteres requieren de lugares frescos y en la


sombra.

Puedes conseguir jaulas especiales para ellos en


cualquier tienda de mascotas, recuerda que es
importante que sea espaciosa y que tenga implementos
en los cuales se pueda ejercitar por ejemplo: ruedita
para correr y tubos donde puedan hacer su nido y
guardar sus semillas.

También es fundamental tener agua fresca, tienes que


cambiarla cada dos días.

Puedes conseguirle arena especial de gato para poner en


el piso de la jaula.

Para viajar venden unas jaulas transportadoras, tienes


que tener en cuenta que tengan los suministros
adecuados para el bienestar de tu mascota, sobre todo
agua y alimento. Si viajas a tierra caliente no te
aconsejamos que lleves a tu hámster, porque por su
pelaje son muy sensibles al calor. Si lo vas a hacer
mantenerlo hidratado y con buena ventilación.
Ellos son unas mascotas que necesitan ejercitarse si
quieres puedes jugar con ellos en espacios amplios y no
perderlos nunca de vista, dado que son muy agiles por su
tamaño y se pueden perder rápidamente. Recuerda que
son muy delicados por eso no debes jugar bruscamente
con ellos, ni dejarlos caer.
La comida para tu Hámster.

Alimento apto:

La comida para esta mascota pueden ser conejina,


semillas secas de girasol, mixturas que las puedes
conseguir en las tiendas de animales; o frutas y verduras
frescas como: zanahorias, pedacitos de manzana,
albahaca, brócoli, calabaza, calabacín, col, coliflor,
espinaca, habichuelas (verdes cosidas, pintas cocidas),
lenteja, papa (cocida), pimentón (verde o amarillo).

Alimentos no aptos:

Ajo, habichuelas crudas, cebolla, papa cruda, puerro,


cosas elaboradas con sal o azúcar, hojas de laurel, de
roble, de tomate y frutales.

NOTA: si tu hámster solo se alimenta de semillas y nada


más le puede dar un déficit de vitaminas, que produce
pérdida del pelo, irritación en la piel, prurito o rasquiña.

Por eso es importante que coma alimentos diferentes y


llevarlo con regularidad al veterinario para que
determine el tratamiento que podría necesitar.
El tema del baño y el aseo.

El aseo es un asunto muy importante en esta mascota. Ya


que en los tubos se pueden acumular suciedades que pueden
llevar a enfermar a tu hámster.

Te recomendamos hacerle aseo general a la jaula cada


semana, si quieres usa agua tibia para lavar los tubos, si ves
que la suciedad esta difícil de remover puedes usar un
jabon suave, siempre y cuando lo enjuagues muy bien.

Una técnica que usamos es poner al sol todas las piezas de


la jaula para secarlas más rápido.

Te recomendamos hacerlo cada semana.


Cuidados y enfermedades

A veces es difícil encontrar síntomas de enfermedad en


nuestros hámsteres, sobre todo si los cuidas bien, pero te
daremos una lista de síntomas de precaución:

. se muestra apático, agresivo, no está activo en la noche,


se irrita con facilidad, hace movimientos raros, salta,
estira el cuerpo, no come, tiembla, se asusta fácilmente y
se rasca.

. Tiene húmeda la

región anal, las uñas demasiado largas, el vientre hinchado,


duro y tenso, sufre diarreas, desnutrición, pierde peso, le
cambia el color de las patas y adopta una postura encogida.

. Lo vemos sucio y descuidado, hinchado, herido y que


pierde pelo.

. Tiene los ojos llorosos y enrojecidos, abultados, pegados y


semicerrados o secos.

. Hace ruidos al respirar (parecido a un silbido) o


estornuda.

. Saliva excesivamente, tiene los labios irritados, los


dientes demasiado largos o deformes y no puede vaciar las
bolsas expansibles por completo. (ubicadas en las mejillas)
Si encontramos síntomas como estos en nuestro hámster
es mejor llevarlo al veterinario lo más pronto posible.

ENFERMEDADES:

1 ácaros y hongos

2 diarrea

3 enfermedad de cola húmeda.

4 oclusión de carrillos

5 enfriamiento y choque térmico.

6 abscesos

7 tumores

8 labios irritados

9 fracturas óseas.

10 enfermedades de los ojos.

11 mordeduras.

12 diabetes.

Si quiere obtener más información sobre estas


enfermedades consulte el siguiente enlace:

http://www.mundoanimalia.com/articulo/Enfermedades_fr
ecuentes_en_el_hamster
Consejos.

1. Trata con delicadeza a tu hámster así se prolonga la


vida de tu querida mascota.
2. Dale amor, tus hámster necesitan amor.
3. Juega con ellos de vez en cuando, así tu hámster se
pondrá feliz.
4. Dale un baño, a veces un baño lo puede relajar (utiliza
agua al clima)
5. Habla con ellos con el tiempo te pueden entender!.
6. Sóbalos y exprésales tus sentimientos
7. No darle de comer pan o queso ellos no son ratones. Ya
que puede que se enferme por la ingesta de estos o les
guste tanto que solo coman estos alimentos.
Galería

Related Interests